Un tablero lleno de inspiración, ¡Crea tu propio Moodboard!

Colores abr. 21, 2020

A la hora de diseñar un espacio la primera tarea es inspirarte y aunque no lo creas: Lograr la inspiración conlleva un proceso creativo. Es ahí donde entran los moodboards, una herramienta que te ayudará a evocar emociones y crear a través de un collage un concepto.

¿Qué es un moodboard?

Un moodboard es puntualmente un tablero de inspiración. Es una herramienta para presentar visualmente ideas, conceptos y definir el alcance e influencias de un proyecto. A primera vista, un moodboard parece un simple collage. Sin embargo, en el mundo del diseño interior tiene muchísimo poder: En el podemos expresar las sensaciones que queremos proyectar con nuestro diseño.

Moodboard es la expresión anglosajona utilizada para nombrar a los tableros de inspiración

El moodboard como herramienta, te ayudará a filtrar tus ideas y desarrollar tu proceso creativo con más claridad. Si estás embarcándote en un proyecto de interiorismo, es hora de comenzar a hacer tu moodboard. A medida que vayas construyéndolo, tus ideas se irán centrando en un concepto y en poco tiempo tendrás un prototipo de tu espacio.

¿Cómo hacer un moodboard?

Lo primero que debes saber es que es un tema de inspiración y no hay limitaciones. Es importante tu comodidad durante el proceso creativo por lo que no importa si haces tu moodboard físicamente o en digital. Yo, personalmente, prefiero hacerlo en digital porque existen una infinidad de herramientas disponibles: mi favorita es Canva.

Otra herramienta súper conocida y fácil de utilizar en Pinterest. Aunque la plataforma es conocida como una herramienta de inspiración en moda, comida, etc. Su finalidad es justamente lograr esa inspiración a través de moodboards. Por ello te permite hacer tableros y compartirlos. Además puedes hacerlos públicos, por lo que Pinterest es una herramienta súper colaborativa.

Pasos para hacer un moodboard

Comienza poniéndole un título que transmita lo que quieres sentir al estar en ese espacio. Utiliza también palabras clave que lo acompañen: 5 palabras que describan la idea y evoquen las sensaciones que transmitirá tu diseño

Ahora que tienes una idea de lo que quieres transmitir, recopila imágenes de objetos y texturas que te ayuden a transmitir esas emociones: Piensa en los colores, en las sensaciones que produce cada tela, cada acabado. Una excelente idea para facilitar este proceso es apegarte a una tendencia decorativa, te ayudará a filtrar objetos.

Definir qué tendencia decorativa es acorde a lo que quieres transmitir de ayudará a filtrar que objetos, texturas y colores incluir en tu moodboard

Una vez que tengas suficientes imágenes, es hora de ponerlas sobre el tablero e irlos moviendo: Fíltralos, quédate solo con lo que más te inspira, con aquellas que te emocionan. Puede que sea un proceso largo: Un moodboard puede tardar días en hacerse, el tiempo depende que tan claro tengas lo que quieres expresar. Una vez que te sientas a gusto con los elementos comienza a fijarlos. Deja espacios vacíos entre ellos, eso te ayudara a que el tablero no se vea saturado.

¿Ya tienes tu moodboard? ¿Te encanta el resultado? ¿Expresa lo que quieres transmitir? ¡Tómale una foto! Tenerlo en tu móvil te ayudará a utilizar esta herramienta a la hora de tomar decisiones a lo largo del proyecto: Te ayudará al escoger colores, a comprar mobiliario o definir iluminación.

Ahora que ya tienes el moodboard, anímate a llevarlo a 3D

¿Cuál es el siguiente paso? Levanta planos, diseña, modela y renderiza. Tendrás una visión completa de tu proyecto antes de comenzar con el trabajo de obra y te motivará a tener tu proyecto listo cuanto antes.

Vicky Chalbaud

Asesora de Diseño, Home Planner, Pinkaholic. Haciendo de este mundo un lugar más bonito y funcional, un espacio a la vez.

¡Genial! Te has suscrito con éxito.
¡Genial! Ahora, completa el checkout para tener acceso completo.
¡Bienvenido de nuevo! Has iniciado sesión con éxito.
Éxito! Su cuenta está totalmente activada, ahora tienes acceso a todo el contenido.